Videoportero: El portero del siglo XXI

El portero del siglo XXI

Videoportero: El portero del siglo XXI

Videoportero: El portero del siglo XXI

 

El videoportero es un sistema autónomo que sirve para gestionar las llamadas que se hacen en la puerta de un edificio (sea complejo residencial, vivienda unifamiliar, centros de trabajo, etc.), controlando el acceso al mismo mediante la comunicación audiovisual entre el interior y el exterior. La característica principal del videoportero es que permite que la persona que ocupa el interior identifique la visita, pudiendo, si lo desea (y solo si lo desea), entablar una conversación y/o abrir la puerta para permitir el acceso de la persona que ha llamado.

 

Este sistema se compone de elementos en la calle y en la vivienda: una placa en el exterior, un abrepuertas eléctrico y un monitor para el interior. La placa exterior o placa de calle es un panel que se instala junto a la puerta de la entrada y en el que se integran distintos elementos preparados para su uso en cualquier circunstancia climática: uno o varios pulsadores para realizar la llamada al interior (habitualmente uno por vivienda), una microcámara adaptada para visión nocturna que capta la imagen de la persona que llama, un micrófono que recoge su voz y un altavoz que reproduce, en la calle, la voz de quien ocupa el interior.

 

El monitor de videoportero, que se instala en el interior, consta de una pantalla en la que se visualiza la imagen de la persona que ha llamado, micrófono y auricular para la conversación y un pulsador que permite accionar el abrepuertas. La comunicación que se establece es totalmente dúplex. El abrepuertas eléctrico es el dispositivo que se instala en la cerradura de la puerta para que, accionado desde el interior del edificio, levante el pestillo.

La seguridad de saber a quién abres

Cuando se recibe una llamada, el videoportero permite verificar la identidad de la persona que ha tocado el timbre sin necesidad responder, lo que permite identificar a un desconocido no sólo por su voz.

¿Un ruido sospechoso? Es el momento de activar la telecámara para controlar lo que ocurre delante del edificio sin ser visto.

 

El uso de un videoportero es mucho más cómodo a la hora de dar acceso a una visita, pudiendo permitir el acceso de forma más rápida y segura. Además, el hecho de disponer de un videoportero otorga a la vivienda un valor extra.

 

La importancia del mantenimiento

El buen estado de un videoportero o portero electrónico no está relacionado sólo con la comodidad o con tener un adecuado control de acceso a las fincas. También hay aspectos de seguridad que muchas veces se descuidan y que pueden beneficiarnos en una situación de emergencia.

Cuando se produce una emergencia en un edificio de viviendas (incendio, escape de gas, derrumbes…), una de las prioridades del cuerpo de bomberos es proceder a una rápida evacuación de la finca. Y el primer y más rápido método para contactar con los vecinos es, precisamente, el sistema de portero automático. De ahí la importancia de que esa instalación -a la que muchas veces no prestamos demasiada atención- funcione perfectamente.

 

El mejor modo de conseguirlo es realizar aquellas labores de mantenimiento preventivo que eviten la aparición de averías y que conserven de un modo fiable y eficaz las prestaciones del portero electrónico.

 

Los profesionales de la impresa instaladora se encargan de este tipo de servicios y proporcionan la seguridad de un correcto mantenimiento de la instalación.

 

Protegerse de los intrusos, saber quién llama a nuestra puerta o tener una vía de comunicación eficaz en caso de emergencia es posible destinando unos pocos euros al año y confiando el mantenimiento del videoportero o portero automático a una empresa profesional y especialista en instalaciones y mantenimientos integrales.

 

Tecnología LED: Ahorro y Sostenibilidad

Tecnología LED: Ahorro y Sostenibilidad

 

La tecnología Light Emitting Diode (diodo semiconductor que emite luz al ser atravesado por una corriente eléctrica) se ha instalado en nuestras vidas y lo ha hecho para quedarse. Y es que el LED tiene grandes beneficios y ventajas no sólo en cuanto a iluminación se refiere, sino también en cuanto ahorro y sostenibilidad.

 

Son muchos los expertos que manifiestan que la tecnología LED es más segura que la luz tradicional, porque es menos contaminante: no tiene mercurio ni tungsteno. Además, reduce las emisiones de CO2 en un 80%. También hay que destacar el hecho de que dura muchísimo más: hasta 45.000 horas de uso (más de 15 años, si la encendemos unas 8 horas al día), con un mantenimiento mínimo.

 

Asimismo, este tipo de iluminación no genera calor, así que no quema (el 80% de la energía que consume se convierte en luz, al contrario que la bombilla incandescente, que pierde ese mismo porcentaje en forma de calor).

 

Como se ha señalado anteriormente, en cuanto al ahorro energético las bombillas LED también presentan grandes ventajas, ya que consumen hasta un 85% menos que las bombillas tradicionales). En la factura de la luz, un consumidor puede llegar a ahorrar entre 50 y más de 200 euros.

 

Por otra parte, la iluminación LED resiste temperaturas más extremas que las bombillas incandescentes, además de mayor humedad y vibraciones. Esta tecnología es capaz también de soportar un enorme número de ciclos sin perjuicio para su rendimiento (las veces que se enciende y se apaga) y, además, reproduce los colores con una gran fidelidad, con un índice cromático de 80 sobre 100. Tiene, asimismo, diferentes tonos de luz (fría, cálida) para ajustarse a todo tipo de ambientes.

 

Las luces LED llegan hasta la Capilla Sixtina

El desarrollo de esta tecnología está haciendo posible que cada día sean más las viviendas particulares, empresas, instituciones e instalaciones públicas las que se sumen a los beneficios de la Light Emitting Diode. De hecho, recientemente se han instalado 7.000 puntos de iluminación LED en la Capilla Sixtina, la infraestructura más famosa del Palacio Apostólico de la Ciudad del Vaticano, decorada con las pinturas del genial Miguel Ángel.

 

La instalación de estos puntos de iluminación se ha estudiado minuciosamente para resaltar todos los detalles de cada obra, además de protegerlas. Ahora, esta espectacular obra del Renacimiento dispone de una luz clara, pero no demasiado brillante, favoreciendo y potenciando la contemplación de los frescos de Miguel Ángel, Botticelli, Pietro Perugino, Domenico Ghirlandaio o Bartolomeo della Gatta.

 

El resultado es el ahorro energético y una luz clara y homogénea, que ilumina cada obra pictórica, desde el frontón del Juicio Final, a las bóvedas, o los laterales, de una manera uniformemente sin deslumbramiento para los visitantes.

 

Los 7.000 puntos de luz son imperceptibles, escondidos debajo de las cornisas, bajo las ventanas, para dar la sensación de que la iluminación no existe, pero sobre todo no son dañinos para las obras pues no emanan calor.

 

La luz LED, denominada así por sus siglas en inglés Light Emitting Diode (Diodo Emisor de Luz), y sus ventajas sobre la luz incandescente han sido destacadas en distintos foros en todo el mundo: bajo consumo de energía, un mayor tiempo de vida, tamaño reducido, resistencia a las vibraciones y poca emisión de calor.

 

Y es que son muchos los expertos que consideran el Diodo Emisor de Luz como la iluminación del futuro, la luz del siglo XXI. De hecho, la eficiencia de la tecnología LED va en ascenso mientras que su costo desciende. Las proyecciones iniciales son que para el año 2020 el LED habrá conquistado buena parte del mercado de la iluminación para hogares.

Ahorrar en la factura de la luz eligiendo la tarifa más adecuada

Ahorrar en la factura de la luz eligiendo la tarifa más adecuada

 

Jefer 1

Ahorrar en la factura de la luz eligiendo la tarifa más adecuada

Los ciudadanos cada vez demandan más información para saber cómo ahorrar en la factura de la luz mediante la elección de la tarifa que más se adapte en cada caso a sus necesidades. En la Región de Murcia, se han ofrecido unas jornadas informativas en diferentes municipios de la Región para explicar cómo conseguir un ahorro efectivo.

Las charlas, que se han llevado a cabo en distintos municipios murcianos, han sido organizadas por la Federación de Asociaciones de amas de casa, consumidores y usuarios Thader Consumo y las correspondientes asociaciones locales, con la participación de la Dirección General de Industria. En ellas se han abordado cuestiones como las novedades de la actual reforma del sector eléctrico, los distintos tipos de tarifas eléctricas existentes en el mercado, las alternativas para ahorrar o cómo detectar errores en la factura de la luz.

Precio voluntario para el pequeño consumidor

Los expertos en eficiencia energética aseguran que “en general, la tarifa que más le interesa adquirir a una familia media murciana es una contratación eléctrica de no mucha potencia”. Como mejor solución, añaden, “suele escogerse por los usuarios la anteriormente llamada Tarifa de Último Recurso, que ahora se denomina Precio voluntario para el pequeño consumidor”. Además, apuntan que “escoger una tarifa con discriminación horaria también puede suponer importantes ahorros en la factura final”.

En cuanto a la potencia, señalan que, en función del grado de electrificación, “para una familia media residente en una vivienda de tipo medio de la Región, lo habitual sería contratar una potencia de al menos 3,45 kW”. Asimismo, precisan que “por norma general, en un hogar, con una mínima gestión de su demanda energética, no se deberían sobrepasar los 5,75 kW de potencia contratada, ya que hay que tener en cuenta que cada 1 kW de más supone al consumidor unos 50 euros anuales de sobrecoste”.

En las jornadas informativas también se ha ofrecido una descripción del actual sistema eléctrico español y las novedades que incorpora para el conjunto de los usuarios murcianos. Asimismo, se ha explicado cómo gestionar, desde el punto de vista de la eficiencia económica, los beneficios de la nueva tarifa correspondiente al Precio voluntario para el pequeño consumidor.

Ahorrar con el cambio de horario

Aprovechando el cambio al horario de invierno, con el que se persigue un ahorro en el consumo de electricidad, se aconseja un comportamiento racional en el hogar a la hora de prescindir de la iluminación artificial cuando no es necesaria, así como la utilización de tecnologías de ahorro en iluminación por aprovechamiento de la luz natural en edificios del sector terciario y en industrias.

Estas tecnologías consisten en la instalación de fotocélulas o sensores de luz que apagan o regulan la iluminación artificial en función de la luz natural aportada a la zona.

Todo ello contribuye no sólo a un ahorro efectivo en la factura eléctrica de los hogares, edificios públicos y empresas, sino que repercute de manera positiva en la economía y, sobre todo, mejora la calidad del medio ambiente.

 

¿Estás preparado para el apagón digital?

¿Estás preparado para el apagón digital?

el_apagon_digital

¿Estás preparado para el apagón digital?

 

Todavía no han pasado ni dos años desde el temido apagón analógico que tantos trastornos causó, sobre todo a las comunidades de vecinos. Aquel apagón analógico supuso el final de la televisión de toda la vida que dejó paso a la nueva y más moderna televisión digital.

Ahora, cuando ya estábamos tranquilos y acomodados con nuestra televisión digital nos sorprenden con una nueva amenaza, un nuevo apagón, esta vez de la nueva Televisión Digital Terrestre (TDT), que supondrá la obligación para las actuales operadoras de televisión de dejar libres los canales que ocupan en la actualidad, todo ello provocado por la irrupción de las nuevas tecnologías móviles.

Las nuevas tecnologías de conexión móvil 4G necesitan una determinada frecuencia para poder desarrollar todo su potencial, pero esa frecuencia está siendo utilizada en la actualidad por los canales de TDT. Esta es la razón y la causa del apagón digital.

Según esto podríamos preguntarnos: si la tecnología 4G ya está funcionando ¿cuál es el problema?      El problema radica en que la frecuencia en la que está trabajando actualmente esta tecnología no le permite desarrollar todo su potencial, el cual sólo podrá ser desplegado en la frecuencia que dejaran libre, a partir del próximo 26 de octubre de 2014, los canales de TDT.

A esta liberación de espectro, dejar libre esa frecuencia, se le ha denominado “dividendo digital”.

A consecuencia de este dividendo digital los canales de TDT comenzarán a emitir en otras frecuencias, lo que nos obligará a reorientar nuestras antenas para poder visualizarlos. Esta reorientación sólo será necesaria para las antenas de comunidades de vecinos, según la Federación de Nacional de Instaladores de Telecomunicaciones, que afecten a edificios de más de tres o cinco viviendas.

Trasladando estos datos a nuestra región vemos que este apagón afectará a más de 250.000 comunidades de propietarios de más de cinco viviendas, que son las obligadas al cambio, suponiendo un coste de entre 400 y 500€ de media, pudiendo existir casos extremos (2000€ de máximo y 50€ de mínimo).

Por suerte se ha anunciado, desde la secretaría de Estado de Telecomunicaciones y para la Sociedad de la Información, la posibilidad de solicitar una subvención para ayudar a costear este proceso de adaptación de las antenas. Esta medida está muy bien y va a suponer una gran ayuda para muchas familias, pero es curioso saber que el anterior Ejecutivo había previsto financiar este apagón con el dinero que los operadores de telecomunicaciones habían pagado al Estado para poder operar en ese espectro, 1305 millones de euros. Al final, y debido a las actuales restricciones presupuestarias (?¿), el actual Gobierno ha decidido que en lugar de esos 1035 millones de euros se destinaran sólo 45 millones.

Estas subvenciones se tramitarán a través de las empresas instaladoras que realicen los trabajos y sólo podrán solicitarlas las «comunidades de propietarios de un edificio o conjunto de edificios sujeto al régimen de propiedad horizontal» o «propietarios de una infraestructura común de recepción de televisión digital». Además «únicamente podrá solicitarse una subvención por cada una de las cabeceras de recepción de televisión digital instaladas».

Desde Instalaciones Jefer queremos facilitar todo este proceso, por eso si confían en nosotros para la reorientación de su antena colectiva nosotros nos encargaremos de tramitarles la subvención del Gobierno, sin ningún coste adicional.

 

 

FELIZ VERANO!!!

FELIZ VERANO!!!

 

Todo el equipo que formamos instalacionesjefer.es queremos desearos un feliz verano 2014. Sí, porque ya está bien de tópicos y de desear felicidad sólo en las épocas que vienen marcadas (navidad, fiestas…) y ya está, como si no hubiese ninguna otra época para disfrutar y en la que ser felices y como si la llegada del verano no fuera motivo suficiente de felicidad: playa, sol, vacaciones… ¡qué más se puede pedir!?

En estos meses siempre aumenta la carga de trabajo para muchos sectores, en nuestro caso la asistencia 24 horas, las instalaciones de aire acondicionado (éstas suelen ser uno o dos meses antes del verano) y las reparaciones que, bien por falta de tiempo del cliente durante el año, bien por la no disponibilidad de liquidez para afrontarlas hasta el cobro de la extra del verano, los que la disfruten, se suelen posponer hasta el verano. Por este motivo nuestros electricistas y demás profesionales (antenista, técnico…) tienen por delante un período de lo más entretenido, a distribuir entre nuestra localidad, Alcantarilla, y el resto de la Región de Murcia.

Por otro lado nuestros profesionales dedican una gran parte de su tiempo a formarse y actualizar conocimientos (en nuevos procesos, tecnologías, avances en la resolución de incidencias más comunes…) para poder ofrecer siempre las mejores soluciones a todos nuestros clientes.

Os recordamos que ofrecemos servicios integrales para el mantenimiento de comunidades de vecinos en la Región de Murcia además de los servicios particulares de electricistas, antenista, instalación de porteros y video-porteros, instalación y gestión de sus instalaciones de telecomunicaciones, mantenimiento de puertas automáticas, instalación de aparatos de aire acondicionado…

Recuerda que Instalacionesjefer.es en Alcantarilla, Murcia, es tu empresa de servicios de confianza.

 

Principales Problemas en las Comunidades de Vecinos

Principales Problemas en las Comunidades de Vecinos

 

La morosidad en las comunidades de propietarios españolas sigue creciendo a consecuencia de la crisis. Si en 2011 la deuda de los vecinos ascendía a 1.350 millones de euros, el año 2012 cerró con 1.600 millones de euros, según el Programa de Lucha contra la Morosidad en las Comunidades de Propietarios (PLCM). La morosidad se reparte entre las entidades financieras, que se han quedado con inmuebles a través de los desahucios, los promotores, los vecinos que, debido a su situación económica, no pueden hacer frente al abono de las cuotas y los propietarios que perdieron su vivienda y han dejado deudas pendientes. Pero, además de la morosidad,hay otros problemas que acucian a las comunidades de vecinos y que se detallan a continuación, así como sus soluciones.

Las relaciones entre los vecinos en una comunidad de propietarios, a menudo, plantean choques de convivencia originados por la falta de entendimiento o por el desconocimiento de la legislación vigente. Estas desavenencias pueden derivar en graves enfrentamientos o conflictos si no se les da una solución adecuada. En este sentido, las mayores dificultades que se producen de manera habitual en una comunidad de vecinos son siete.

1. Morosos en la finca

Se calcula que el 20% de los vecinos, de los doce millones de comunidades de propietarios que existen en España, tiene deudas con su finca. A la morosidad de los particulares se suma ahora la de los bancos y las promotoras.

Como consecuencia de la crisis financiera y del sector inmobiliario, gran número de constructoras y familias no han podido hacer frente al pago de su deuda hipotecaria y las entidades financieras, tras los desahucios ejecutados, han pasado a ser propietarias de los inmuebles. Por ello, el Consejo General de Colegios de Administradores de Fincas alerta de la creciente morosidad que los bancos españoles están adquiriendo con las comunidades de propietarios, lo que está provocando incumplimientos en sus obligaciones económicas.

Un 20% de los vecinos, de los doce millones de comunidades de propietarios españolas, tiene deudas con su finca

En cualquier caso, las comunidades de vecinos pueden reclamar las cantidades que se les deben, a través de un juicio monitorio, siempre que la deuda pueda ser acreditada con documentos (recibos, facturas, reconocimientos de deuda, etc.). El proceso monitorio, previsto por la Ley de Enjuiciamiento Civil (artículos del 812 al 818), es un procedimiento más rápido que unjuicio declarativo y la consecución de cobro es de un 70%. Para recurrir al monitorio (cuya duración es de unos cinco meses), las comunidades no necesitan abogado ni procurador y es el deudor quien debe hacer frente a las costas y no la comunidad.

2. Desarrollo en la vivienda de actividades prohibidas en los estatutos

A menudo, las comunidades de propietarios tienen que soportar el ruido de vecinos que organizan fiestas de madrugada, ponen la música muy alta o utilizan un taladro en su casa por la noche. Cuando en una vivienda se desarrollan actividades molestas, peligrosas, nocivas o insalubres, el presidente de la comunidad debe requerir al vecino para tratar de llegar a un entendimiento con él y que deje de realizarlas.

Si el propietario desoye estas indicaciones, es recomendable poner al corriente del asunto al administrador, además de comunicar a la Policía Municipal la existencia de ruidos, para que efectúe una medición y adopte las medidas oportunas.

En último término, la comunidad de propietarios puede proceder de manera judicial contra el vecino infractor, al emprender una acción de cesación. El juez puede ordenar el cese cautelar o definitivo de la actividad y la indemnización correspondiente por los daños y perjuicios ocasionados. Asimismo, puede privar al vecino del derecho al uso de su vivienda o local por un tiempo que podría llegar hasta los tres años. Si el infractor es inquilino del inmueble, el juez puede obligar su desalojo.

3. Instalación de un ascensor

Uno de los conflictos más frecuentes en las comunidades de propietarios es el de la instalación de un ascensor. Mientras que los vecinos más mayores y los que viven en pisos altos quieren colocarlo, otros no lo consideran necesario, puesto que es una obra con un coste elevado que, en algunos casos, puede superar los 100.000 euros.

Por norma general, la colocación de un ascensor requiere la aprobación de tres quintas partes del total de propietarios que, a su vez, representen las tres quintas partes de las cuotas de participación.

Sin embargo, si la finalidad del ascensor es la supresión de barreras arquitectónicas que dificultan el acceso o la movilidad de personas con discapacidad o mayores de 70 años, es suficiente con el voto favorable de la mayoría de los propietarios que, a su vez, representen la mayoría de las cuotas de participación.

El coste del ascensor lo tienen que afrontar todos los vecinos (incluidos los pisos o locales bajos), independientemente del uso que se hará de él.

4. Instalación de nuevas infraestructuras en la comunidad

Son numerosas las comunidades que deciden la instalación de nuevos suministros energéticos colectivos (gas natural, caldera, etc.) o la colocación de una antena parabólica en la comunidad. Para este tipo de acuerdos basta con el voto favorable de un tercio de los propietarios que, a su vez, representen un tercio de las cuotas de participación.

El juez puede privar al vecino molesto del derecho al uso de su vivienda o local por un tiempo de hasta tres años

La comunidad no podrá repercutir el coste de dichas instalaciones, ni el mantenimiento, ni su conservación, a los propietarios que no hayan votado de modo expreso en la junta a favor de dicho acuerdo. Aun así, si los que votaron en contra solicitan tener acceso a los servicios, tienen que pagar la parte de gasto que les hubiera correspondido actualizada con el interés legal.

5. Pago de obras de accesibilidad si el gasto no supera doce mensualidades

Si un vecino discapacitado o mayor de setenta años solicita unas obras de accesibilidad del portal, la comunidad tiene que sufragarlas, siempre que los trabajos no supongan para cada propietario un gasto que supere lo que correspondería a doce meses de gastos comunes. Sin embargo, se exime de la obligación de pagar estas obras a las familias que tienen ingresos anuales inferiores a 2,5 veces el IPREM (Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples, que para 2013 es de 6.390,13 euros), excepto cuando estos vecinos reciban ayudas públicas que impidan que el coste anual de las tareas repercutidas supere el 33% de sus ingresos anuales.

Por el contrario, cuando es la comunidad de propietarios la que adopta el acuerdo de realizar obras de accesibilidad, toda la comunidad queda obligada al pago de los gastos, aun cuando su importe exceda de doce mensualidades.

6. Mayoría necesaria para alquilar elementos comunes

El artículo 17.1 de la Ley de Propiedad Horizontal establece que el arrendamiento de elementos comunes que no tengan asignado un uso específico en el inmueble y sin que suponga una alteración de los mismos requiere el voto favorable de las tres quintas partes del total de los propietarios que, a su vez, representen las tres quintas partes de las cuotas de participación, así como el consentimiento del vecino afectado, si lo hubiera.

Cuando los elementos comunes tienen asignada una utilización específica o el alquiler conlleva una modificación de elementos comunes, se requiere el acuerdo unánime de la comunidad de propietarios. Así, el arrendamiento de la azotea de la comunidad para instalar un anuncio publicitario o una antena de telefonía, que modifica la estructura, requiere la unanimidad de los vecinos.

7. Supresión del servicio de portería o conserjería

Cada vez son más las comunidades que deciden prescindir del servicio de portería, debido a sus elevados costes. De hecho, la Ley permite suprimirlo con el voto favorable de las tres quintas partes del total de los propietarios que, a su vez, representen las tres quintas partes de las cuotas de participación.

Qué procedimiento seguir ante un copropietario moroso

  1. Se debe convocar una junta de propietarios, en la que se proceda a la liquidación de la deuda para notificárselo al copropietario moroso y darle una última oportunidad de ponerse al corriente de pago de las cuotas debidas. Además, en el acta conviene dejar constancia de que se exigirá la deuda mediante una acción judicial. Hay que tener en cuenta que solo se puede reclamar la cantidad que se certifique en la reunión.
  2. La deuda debe ser notificada al moroso de forma fehaciente a través de burofax o acta notarial. Esta notificación tiene que efectuarse en el domicilio designado por el vecino moroso o, si se desconoce, a través del tablón de anuncios de la comunidad (firmada por el secretario y con el visto bueno del presidente), durante un plazo de tres días. Concluido ese tiempo, se considera notificado.
  3. Si tras el requerimiento extrajudicial el deudor no paga, se acude al juicio monitorio para reclamar lo qque debe a la comunidad y se presenta ante el Juzgado de Primera Instancia del lugar donde está ubicada la finca. Junto con la reclamación de la cantidad adeudada, hay que incorporar el certificado de deuda con el visto bueno del presidente de la comunidad.
  4. Una vez presentada la demanda, el deudor dispone de un plazo de 20 días para pagar y se archivarán las actuaciones.
  5. Si el moroso presenta un escrito de oposición, el procedimiento monitorio se convierte en un proceso declarativo (verbal u ordinario), en el que sí es necesario abogado y procurador, cuando lo reclamado supera los 2.000 euros. Si el demandado no comparece, se dicta un auto con una condena de abono de la deuda principal, los intereses y las costas. En caso de que no pague, la comunidad tiene hasta cinco años para solicitar el embargo de sus bienes, una vez se haya dictado el auto. En este sentido, la comunidad de propietarios tiene preferencia de cobro frente a otras hipotecas y embargos.

 

Instalaciones eléctricas: Los nuevos contadores de la luz “ayudan a los cacos”

ALERTA!! Según la Policía los nuevos contadores de la luz favorecen los robos en las casas en verano

Los medidores, fácilmente accesibles desde la calle, indican a través de un dispositivo led si un domicilio está vacío, según Facua

La policía alerta: los nuevos contadores de la luz favorecen los robos en las casas en verano

El Cuerpo Nacional de Policía ha incluido, entre las alertas y recomendaciones para prevenir robos en viviendas durante las vacaciones de verano, el «peligro» que representan los nuevos contadores de la luz, dado que ofrecen información sobre la ocupación de los domicilios «en tiempo real», según un comunicado de la organización de consumidores Facua.

Dichos contadores son «fácilmente accesibles» si se trata de edificios de pisos y, en el caso de las viviendas unifamiliares, se encuentran directamente en la vía pública, por lo que «exponen» a los usuarios y a sus hogares.

Los nuevos contadores de la luz cuentan con un dispositivo de luz led que emite un parpadeo que varía a una velocidad proporcional al consumo de energía en el domicilio, de tal manera que, si es intenso, la vivienda está consumiendo mucha energía en ese mismo momento -la casa está ocupada- y si es muy pausado, indica que el consumo energético es muy bajo, con lo que la casa puede encontrarse vacía.

Permite adivinar que la casa está vacía

Facua explica que al estar visibles estos contadores, cualquiera que entre en el edificio puede deducir a qué horas del día no hay nadie en el piso o si la familia se ha marchado unos días (un parpadeo muy lento denotaría que sólo está funcionando el frigorífico)

La organización de consumidores ya denunció en 2012 ante varias instancias el «peligro» que supone para la seguridad privada la exposición pública de los datos de los usuarios a través de dichos contadores, sin que hasta la fecha se haya producido ninguna de las modificaciones necesarias para cambiar la situación, ha asegurado.

De hecho, esta denuncia provocó que en julio de 2012 la extinta Comisión Nacional de la Energía (CNE) elaboró un informe y que remitió al ministerio del ramo solicitándole la modificación de la normativa que regula los nuevos contadores, de manera que en las cajas de medida de los que suministros individuales «no sea obligatoria la existencia de un visor transparente», según Facua

Las comunidades de vecinos estudian aunar fuerzas para reclamar contra la indefensión que están provocando estos nuevos contadores para el consumidor.

Fuente

Mantenimiento de Comunidades de Vecinos: Morosidad

Los morosos adeudan ya 49 millones de euros a las comunidades de vecinos

Los impagos están obligando a prescindir de servicios y posponer obras de mantenimiento.
Los propietarios de tres de cada diez inmuebles aragoneses no pueden pagar derramas

Los problemas económicos de las familias también han afectado a las cajas de las comunidades de vecinos, cada vez con más agujeros por los impagos de vecinos, inmobiliarias y bancos. Según el Consejo General de Administradores de Fincas, a las comunidades de vecinos de Aragón se les adeudaban 49 millones de euros al cierre de 2013, de los cuales 40 correspondían a vecinos morosos y los otros nueve a bancos que se han quedado con la propiedad de pisos y que no están pagando las correspondientes cuotas. La morosidad ha crecido un 16% con respecto a 2012, cuando la deuda global estaba en 42 millones.

“Una de las primeras cosas que deja de pagar una familia cuando pasa por apuros económicos es la comunidad. Porque antes tiene que abonar la hipoteca, la luz…”, señala Miguel Ruiz Lizondo, presidente del Colegio de Administradores de Fincas de Aragón. Añade que están teniendo muchos problemas para cobrar y que, además, en el caso de los bancos concurre una circunstancia agravante: que algunas entidades financieras que se han quedado finalmente con algún piso –ya sea de vecinos o de inmobiliarias quebradas– no están procediendo a inscribir los inmuebles en el Registro de la Propiedad, o lo hacen con mucho retraso y tras la insistencia de los vecinos. 

No obstante, apunta que la ley que regula estos casos, reformada en junio del año pasado, ha dado más posibilidades a las comunidades de propietarios para reclamar a los bancos las cantidades impagadas. Antes solo se les podía exigir, una vez se inscribían, los gastos comunitarios del año en que daban de alta el piso y el ejercicio anterior; mientras que ahora pueden reclamar los tres años anteriores a la inscripción. Según Ruiz Lizondo, estos problemas con las entidades financieras se concentran sobre todo en obra nueva, donde por la situación del mercado inmobiliario apenas se han vendido unos cuantos pisos con respecto a lo que preveía la inmobiliaria.

La deuda por provincias

Por provincias, incluyendo vecinos y entidades financieras, la deuda se reparte en 34 millones en Zaragoza, 10 en Huesca y los otros cinco en Teruel. En toda España, los impagos suben hasta los 1.798 millones de euros, de los que 342 son de bancos.
Las comunidades de propietarios están “probando de todo” para poder cobrar las deudas, e incluso se recurre a la vía judicial. “No obstante, por las tasas judiciales –dice Ruiz Lizondo–, se suele acudir cuando la cantidad impagada empieza a ser importante”. 

Otra opción que se está utilizando es ofrecer al moroso un plan de pagos “más cómodo y a plazos”. “Firman un documento, en el que también se incluye que la comunidad de propietarios no renuncia a la vía judicial si se dejara de pagar por cualquier razón”.

No obstante, apunta que los vecinos que sí que abonan sus cuotas “suelen ser solidarios” con los residentes que no pueden hacer frente a los gastos comunitarios por la crisis: “Si al presidente le viene un vecino diciendo que está teniendo problemas económicos, se es muy compresivo”.

Pero añade que el problema de la morosidad está causando que las comunidades prescindan de algunos servicios que tenían contratados, reduciendo así costes de donde se puede. Esto está afectando especialmente al empleo de los porteros. Su despido o no reposición al jubilarse se está sustituyendo con la contratación de una empresa de servicios de limpieza (incluso hay veces en que son los propios vecinos quienes hacen este trabajo), y en los casos en que se sigue necesitando un vigilante, se contrata conserjes a través de compañías especializadas.

Consecuencias de la morosidad

También se están posponiendo obras de mejora en los inmuebles para evitar derramas. El informe anual del Consejo General de Administradores de Fincas apunta que una de cada tres comunidades de vecinos aragonesas no tiene capacidad para pagar derramas. “Se están atrasando muchísimas obras que se harían en una situación económica normal”, señala Ruiz Lizondo. Menciona, entre otras, reparaciones de fachadas, pintar escaleras, y el mantenimiento en general.

También hay casos en los que se intenta posponer lo máximo posible pasar la Inspección Técnica de Edificios (ITE) hasta que los ayuntamientos obligan a ello, o incluso inmuebles que han tenido problemas para afrontar el gasto que supone una ITE. 

Fuente

Trabajo remite cartas a 600 comunidades de vecinos en busca de empleo sumergido

Trabajo remite cartas a 600 comunidades de vecinos en busca de empleo sumergido

La campaña, iniciada en Torremolinos, se extenderá a otras zonas costeras – Un 5% de comunidades dan de alta a trabajadores a raíz del requerimiento – Los administradores de fincas constatan que vecinos sin contrato hacen a veces el mantenimiento

Vista de Torremolinos desde la zona de Arraijanal, en Málaga capital.

Vista de Torremolinos desde la zona de Arraijanal, en Málaga capital. ARCINIEGA

La Inspección de Trabajo de Málaga ha activado un control entre las comunidades de vecinos para comprobar su adecuación a la Ley de Prevención de Riesgos Laborales y asegurarse de que las personas y empresas que realizan las tareas de obra y mantenimiento en estos edificios y urbanizaciones cuentan con su preceptivo contrato laboral y tienen todas las garantías de seguridad. La Inspección comenzó esta actividad en Torremolinos el pasado mes de septiembre y ha remitido ya unas 600 misivas –300 en 2013 y otras 300 en este 2014– a comunidades de propietarios de esta localidad para conocer su situación, según explicó a este periódico el responsable de la Inspección, Alfonso Conejo.

Alrededor de un 5% ha contestado presentando el alta laboral ante la Seguridad Social de algún trabajador del que no había constancia, lo que se entiende en la Inspección como la regularización de una situación que hasta este momento era anómala.

El resto, o bien ha acreditado los contratos con las personas o empresas externas que desarrollan estas tareas o ha informado de que los trabajos son realizados por los propios vecinos debido al pequeño tamaño del edificio y recinto comunal.

También hay un porcentaje de comunidades que aún no han contestado o que no han recibido la notificación por estar mal censadas, lo que ha obligado a la Inspección a reenviar el requerimiento, explicó Conejo.

El control de la Inspección, no obstante, responde a una criba previa, ya que se está excluyendo del envío de estas misivas a las comunidades de vecinos que sí aparecen inscritas en la Seguridad Social. Se entiende que en estos casos, la inscripción revela que la comunidad está asumiendo su condición de empresaria, y tiene regularizadas a las personas que les hacen las tareas.

«No es que sea una campaña específica en el programa anual de la Inspección, pero sí es una actividad que se ha iniciado ante la sospecha de que existe una bolsa de fraude asociada a este segmento. Y hemos empezado por Torremolinos porque hemos visto que era una de las localidades donde había más diferencia entre el número de comunidades y las que realmente están inscritas en la Seguridad Social», apuntó.

La idea es, cuando se termine de peinar Torremolinos, seguir por otras localidades costeras, entre ellas también Málaga capital y su área metropolitana. En todo caso, será una actuación a largo plazo, debido a los limitados recursos con que cuenta la Inspección.

Apoyo de los administradores

Por su parte, el presidente del Colegio de Administradores de Fincas de Málaga, Fernando Pastor, aplaude la iniciativa de la Inspección, que previamente les consultó acerca de la coyuntura que atraviesan las comunidades.

«Al margen del empleo sumergido que aflore, lo importante es que este control concienciará a las comunidades para tener todo en regla», apuntó. Desde un punto de vista corporativo, Pastor dijo que esta iniciativa evitará además el «intrusismo» en el sector por parte de firmas «piratas» que ofertan servicios a las comunidades sin dar a sus trabajadores de alta.

Uno de los problemas de fondo, según recordó, es que las comunidades de propietarios sufren unas elevadas tasas de morosidad por parte de vecinos y bancos, lo que les ha originado un agujero económico de unos 74 millones de euros en toda la provincia, según un reciente estudio publicado por el Colegio de Administradores de Fincas.

Ante esta situación, muchas comunidades se han decantado por el autoempleo de vecinos morosos y en paro a la hora de realizar las tareas de limpieza, mantenimiento o jardinería. Se calcula que en torno al 20% de comunidades usan este recurso aunque, en algunos casos, sin regularizarlo.

«En muchos casos son los propios vecinos morosos los que se ofrecen hacer estos trabajos para saldar la deuda, pero sin que se firme contrato. Y por ley una comunidad tiene las mismas obligaciones que una empresa. Una cosa es que haya una comunidad de pequeño tamaño donde los vecinos acuerdan limpiar por turnos la escalera y otra que haya un vecino que hace regularmente tareas de pintura o cuidado del jardín. En este caso hay que hacer un contrato», comenta.

Las personas que trabajan al cuidado de un bloque o de una urbanización realizan además labores mantenimiento eléctrico o poda de árboles, con el riesgo de trabajar en zonas peligrosas o elevadas.

Precisamente este intrusismo, que a veces se da por el desconocimiento vecinal de las normas, ha originado quejas y denuncias de empresas de limpieza y mantenimiento que también están en el origen de esta campaña de la Inspección de Trabajo de Málaga para poner coto a este empleo sumergido.